cosmética genética

Dicen que el futuro de la cosmética pasa por la cosmética genética o personalizada.  ¿En qué se basa este nuevo campo de la cosmética?

Pues en que cada piel tiene su propia composición genética y por tanto sus propias necesidades. Así que la mejor forma de garantizar la efectividad de un cosmético sería que estuviese especialmente formulado para esa persona.

La escena podría ser algo así: El cliente se acerca a la droguería y allí le pasan un bastoncillo de algodón por la mejilla para conseguir una muestra de células de la piel. Esa muestra se envía al laboratorio para analizar las células y el ADN. Días más tarde recibe en su casa un paquete con sus cosméticos, fabricados en exclusiva para su tipo de piel.

¿Cómo funciona la cosmética personalizada?

Con una muestra de la piel del cliente, el laboratorio cosmética podría ver, por ejemplo, que las células de su piel muestran signos de bajos niveles de hidratación. En ese caso el cosmético diseñado para él estará formulado para excluir ciertos alcoholes que podrían resecar aún más su piel. Este mismo cosmético puede tener un toque de humectante para ayudar a retener algunos de sus aceites naturales.

Del mismo modo, si el análisis de la piel muestra una acumulación de células cutáneas muertas y una lenta renovación celular, el cosmético podría contener un exfoliante para ayudar a rejuvenecer la piel y promover el crecimiento celular nuevo.

Beneficios de la cosmética genética

Los beneficios de la cosmética genética o personalizada son fáciles de entender. Si un cosmético está especialmente formulado para la piel de un individuo particular será más eficaz que un cosmético genérico, al menos en teoría.

Sin embargo, algunos expertos se muestran escépticos y sostienen que hay poca diferencia entre los cosméticos personalizados y los que un usuario puede elegir por sí mismo en la droguería.

Lo que está claro es que cuánto más información se tenga sobre la piel más fácil será encontrar los productos de cuidado más adecuados.

Otra cosa por saber es cuál sería el precio de mercado de este tipo de cosméticos. Sin duda serían más caros que los productos que estamos acostumbrados a ver en las estanterías, aunque es de esperar que los precios bajasen conforme la cosmética personalizada se hiciese más popular y hubiera nuevos avances en la industria.

Aunque parezca futurista, algunas compañías ya están avanzando en productos cosméticos personalizados para el cuidado de la piel.

 

Article by El Blog de la Salud

no replies

Leave your comment